Dos brillantes bolas de fuego el 28 de Octubre de 2015

m28Oct-interior

El pasado día 28 de Octubre de 2015, se pudieron observar dos brillantes bolas de fuego. Las más impresionante fue la que sobrevoló el mar Mediterráneo. Ambas estuvieron asociadas al cometa Encke. La primera, sobre el Mediterráneo, ocurrió sobre las 03:05 UT, ,mientras que la segunda, sobre la Comunidad de Madrid, pudo ser vista a las 22:16 UT (23:16 hora local).

Bola de fuego de las 03:05 UT

28Oct-interiorEste objeto fue producido por un fragmento del cometa Encke que impactó contra la atmósfera a las 03:05 UT del pasado 28 de Octubre de 2015. El fenómeno ha sido analizado por el Profesor Madiedo (Universidad de Huelva), investigador principal del proyecto. Los cálculos preliminares apuntan a que el impacto tuvo lugar a una velocidad de más de 100.000 km/h y a una altitud de unos 100 km sobre el mar Mediteráneo, como se puede ver en la trayectoria más abajo, generando una impresionante bola de fuego mucho más brillante que la luna llena. La bola de fuego avanzó en dirección noreste y se extinguió cuando se encontraba a unos 25 km de altura sobre el nivel del mar. El fenómeno fue registrado desde las estaciones de meteoros ubicadas en los observatorios de Calar Alto, La Hita y Sevilla. Desgraciadamente, las nubes impidieron que este fenómeno fuese observado desde Sierran Nevada y La Sagra. 

proyeccionPero lo más destacado de este análisis es que los datos  han revelado que una parte del material consiguió sobrevivir en forma de meteorito, cayendo al mar. Se trataría de un pequeño meteorito con una masa inferior a los 100 gramos. 

Debajo están los vídeos tomados desde la estación de detección de bólidos de Calar Alto y desde la cámara de vigilancia externa del observatorio que apunta al sureste. 

 

 


Bólido de las 22:16 (23:16 UT)

28oct2-fotoEl segundo bólido, también asociado al cometa Encke, sobrevoló la Comunidad de Madrid el mismo día a las 22:16 UT (23:16 local). En este caso, el meteoroide impactó a unos 110 km de altitud sobre la vertical de Alcalá de Henares, avanzando en dirección noroeste a más de 100.000 km/h. Este otro fragmento se destruyó completamente en la atmósfera cuando se encontraba a unos 57 km de altura sobre la localidad de Hoyo de Manzanares. 

Debajo están los vídeos de la cámara norte de vigilancia externa de Calar Alto y de una de las cámaras de la estación de detección de bólidos del observatorio. 

 

 

 

 


La estación de detección de bólidos de Calar Alto (CAHA) , junto con la estación que el Instituto de Astrofísica de Andalucía (IAA-CSIC) tiene en Sierra Nevada, y otras situadas en diferentes puntos de España, forman parte del proyecto S.M.A.R.T. liderado por el Profesor José María Madiedo, de la Universidad de Huelva, para el seguimiento de este tipo de objetos. En concreto, la estación de Calar Alto (CAHA) y la del IAA en Sierra Nevada, es un acuerdo de colaboración entre el Profesor Madiedo y ambas instituciones.